Go to Top

La catedral de Sigüenza posee ocho magníficos tapices flamencos, que conforman la serie “Las Alegorías de Palas Atenea”.

En ocho escenas, Palas Atenea enseña a un Príncipe las ventajas que tiene para su pueblo la paz.

Han transcurrido ya 350 años desde que el día 30 de noviembre de 1664 estos tapices fueron expuestos por primera vez en la catedral de Sigüenza, pero sus enseñanzas siguen teniendo una máxima vigencia. Basta con ver las noticias que nos llegan de los pueblos en guerra para darnos cuenta de que la violencia solamente genera desgracias y muerte, mientras que en los pueblos en los que reina la diosa Paz, florece el bienestar y la cultura; y las artes se desarrollan con todo su esplendor.

MÁS INFORMACIÓN